Evolución e historia
Los caballos
  Orígenes
  Cuidados
Razas de caballos
  Caballos blancos
  Caballos Brumby
  Caballos de Przewalski
  Caballos Mustang
  Caballos salvajes
  Caballos Tarpán
  Caballos árabes
  Caballos españoles
  Caballos pura sangre
Alimentación
  Tipos de comida
Ponis
  Razas de ponis
La Doma
Mitos del caballo blanco
Rutas a caballo
  Rutas a caballo en pareja
Compra venta de caballos
  Compra de caballos
  Venta de caballos
Caballos de carreras
Caballos célebres
  Caballo de Troya
Equinoterapia
  Equinoterapia 2
Fotos de caballos
  Fotos de caballos 2
Fotos de ponis
Curiosidades
Trucos y ejercicios
Dibujos de caballos
  Dibujos de caballos 2


Ponis

ponis

El poni es un tipo de caballo en miniatura, de hecho se define como caballo menor de 1,48 cm de alzada. Todas las categorías admiten un centímetro más si el poni está herrado.El origen de los potros de poca alzada se puede situar en Europa en el siglo XVII, y su función era la servir de mascota a príncipes. Las especies en miniatura del caballo provienen de un cruce entre un Shetland y un Pura Sangre de pequeño tamaño. Años después se exportaron varias de las razas conseguidas hasta América, donde fueron utilizadas para transportar el carbón y el mineral de las minas.


La división de este pequeño animal según alzada corresponde a:

poni blanco Caballos miniatura (sección A): hasta 86,4 cm (34”).
Caballos miniatura (sección B): desde 86,4 cm hasta 96,5 cm (38”).
Ponis (división A): hasta 1,10 cm.
Ponis (división B): hasta 1,30 cm.
Ponis (división C): hasta 1,40 cm.
Ponis (división D): hasta 1,48 cm.

niño sobre poni

Cuando pensamos en el poni, la imagen que viene a nuestra mente es la de un pequeño caballo montado por un niño.
Montar en un poni es una actividad desconocida para la mayoría. Sin embargo, conlleva muchas ventajas.
El origen del poni es mucho más tardío que el del caballo. Este animal se caracteriza por su gran fortaleza, su cuerpo redondeado y sus potentes patas traseras, además de su carácter afable y dócil, lo que hace que tanto niños como padres se sientan atraídos por estos equinos.

Este tipo de animales necesita de un lugar amplio para vivir. Una cuadra de unos 3 metros cuadrados se considera adecuada, aunque a mayor amplitud, mayor comodidad.
Otro aspecto a tener en cuenta es el cuidado de las patas de nuestro poni. El herraje que utilicemos debe ser el adecuado para su tamaño, además de controlarlo periódicamente para evitar problemas. Su limpieza es una de las tareas fundamentales que, además, debe ser practicada de forma diaria.
Por último, señalar que el forraje y el pienso son el alimento primordial de nuestro poni. Calcular la cantidad adecuada para racionarla a lo largo del día, es la clave para conseguir una alimentación equilibrada.



Razas de ponis  
Aviso legal